Abogado de demanda de Zantac en Houston

Houston Zantac Lawsuit Lawyer | The Law Offices of Hilda Sibrian

Zantac, una marca derivada del medicamento ranitidina, se ha vendido comúnmente como medicamento para la acidez estomacal desde principios de la década de 1980. En 1988, fue uno de los medicamentos más vendidos en el mundo y uno de los primeros, fabricados comercialmente, en alcanzar los mil millones de dólares en ventas anuales. Varias alternativas genéricas de Zantac comenzaron a estar disponibles en 1997. Nueve años después, fue aprobado por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) para su venta sin receta, aumentando aún más su uso ya generalizado.

Desafortunadamente, investigaciones han sugerido fuertemente que Zantac y sus equivalentes genéricos contienen niveles peligrosos de sustancias cancerígenas. Esto significa que millones de usuarios pueden haber estado expuestos a niveles inaceptables de riesgo durante décadas sin siquiera saberlo.

Si usted es un paciente con cáncer que toma Zantac con regularidad o un equivalente genérico, no dude en ponerse en contacto con las Oficinas Legales de Hilda Sibrian para una consulta gratuita. Nuestros abogados galardonados representan activamente a las personas en demandas de Zantac. Buscaremos con habilidad y firmeza la justicia y la compensación que se le debe.

Problemas con Zantac y Ranitidina

Si usó Zantac o un genérico de ranitidina, puede ser útil comprender qué hace que estos medicamentos sean tan peligrosos. Gracias a las pruebas de investigación realizadas por los reguladores estadounidenses y europeos, ahora sabemos que los medicamentos que contienen ranitidina, con el tiempo, liberan niveles peligrosos de una sustancia conocida como N-nitrosodimetilamina (NDMA, por sus siglas en inglés).

Según la Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés), la NDMA es una sustancia química orgánica de origen natural y un «cancerígeno potente», lo que significa que es especialmente probable que cause cáncer. En un comunicado de prensa, la FDA señaló que muchos de nosotros estamos comúnmente expuestos a la NDMA en nuestras dietas, pero no a niveles lo suficientemente altos como para aumentar nuestro riesgo de cáncer.

Sin embargo, la FDA continuó explicando que la exposición sostenida a altas dosis de NDMA puede aumentar el riesgo de cáncer de una persona y que los medicamentos de ranitidina pueden contener niveles «inaceptables» del probable cancerígeno. Los resultados de las pruebas farmacéuticas demostraron que los niveles de NDMA en medicamentos que contienen ranitidina aumentan con el tiempo a medida que se almacenan, especialmente cuando los medicamentos están expuestos a temperaturas más altas.

Esto significa que Zantac y docenas de medicamentos genéricos de ranitidina estuvieron durante años en las farmacias y en los estantes de las tiendas, volviéndose cada vez más peligrosos para los pacientes estadounidenses. Según Reuters, aunque los reguladores farmacéuticos detectaron cantidades peligrosas de NDMA en medicamentos que contienen ranitidina en julio de 2018, los primeros retiros voluntarios de Zantac no se dieron hasta finales de 2019.

Como consumidores estadounidenses, esperamos legítimamente altos estándares por parte de los fabricantes de medicamentos que utilizamos para mantener nuestra salud y bienestar. Los desarrolladores de Zantac y otros fabricantes de ranitidina eran responsables de proporcionar productos seguros a sus usuarios. En cambio, su negligencia expuso a millones de personas inocentes a riesgos graves y potencialmente fatales.

¿Cuántos productos contienen ranitidina?

Antes de que fueran retirados de los estantes de las tiendas, Zantac y los genéricos de ranitidina se vendían ampliamente para uso con y sin receta bajo una variedad de nombres. La mayoría de los productos de ranitidina se vendían en forma de tabletas o comprimidos disponibles en dosis de 75 mg, 150 mg o 300 mg. También se fabricaron jarabes hechos con ranitidina líquida. Algunos de los productos que contienen ranitidina más populares en los EE. UU. Incluyen:

  • Zantac
  • Zantac 75
  • Zantac 150
  • Zantac máxima fuerza
  • Zantac Cool Mint
  • Taladine
  • Deprizine FusePaq
  • Wal-Zan 75
  • Wal-Zan 150
  • Alivio de la acidez de estómago
  • Control de ácido
  • Reductor de ácido
  • Clorhidrato de ranitidina

Incluso si no ha tomado ninguno de estos fármacos, es una buena idea comunicarse con su médico o farmacéutico para asegurarse de que ninguno de sus medicamentos actuales o anteriores contenga ranitidina.

Enfermedades potencialmente asociadas con el consumo de productos contaminados

Investigaciones adicionales de la EPA sugieren que los usuarios de Zantac que estuvieron expuestos a NDMA tenían un mayor riesgo de sufrir los siguientes peligros para la salud:

  • Traumatismo hepático, con síntomas que incluyen náuseas, vómitos y dolores de cabeza
  • Necrosis y otros daños graves en los tejidos del hígado
  • Recuentos bajos de plaquetas en sangre
  • Mayor riesgo de cáncer

Los usuarios de ranitidina pueden tener más probabilidades de sufrir los siguientes tipos de cáncer:

  • Vejiga
  • Pecho
  • Colorrectal
  • Esofágico
  • Intestinal
  • Riñón
  • Hígado
  • Pulmón
  • Próstata
  • Estómago
  • Testicular
  • Uterino

Exigir justicia a través de una demanda por cáncer de Zantac

Los usuarios de Zantac que hayan sido diagnosticados con cáncer u otros efectos adversos para la salud que puedan estar relacionados con el uso de esta droga pueden buscar una compensación por sus pérdidas financieras y personales. Con la ayuda de los abogados con experiencia en demandas por cáncer de ranitidina, en las Oficinas Legales de Hilda Sibrian, usted puede exigir justicia por las dificultades que ha sufrido debido a la negligencia de los grandes fabricantes farmacéuticos.

Podemos evaluar su reclamo y determinar si puede ser elegible para recuperar una compensación por:

  • Sus gastos médicos pasados y presentes, como los de quimioterapia, procedimientos quirúrgicos o estadías en el hospital.
  • Gastos médicos futuros potenciales, como costos de atención en el hogar, rehabilitación física y asesoramiento psicológico.
  • Costos de modificaciones de accesibilidad en el hogar, equipo médico duradero y transporte a citas de atención médica.
  • Pérdida de ingresos por tiempo perdido en el trabajo.
  • Pérdidas del potencial de ingresos futuros, si está temporalmente o permanentemente discapacitado y no puede continuar con su trabajo anterior.
  • Su dolor, sufrimiento y angustia emocional.
  • Pérdida de su calidad o disfrute de la vida.
  • Pérdida de compañerismo, para seres queridos que se ven privados de su compañía habitual.

Contacte a un abogado con experiencia en demandas de Zantac

Durante más de 15 años, The Law Offices of Hilda Sibrian han luchado para responsabilizar a las grandes corporaciones por el daño que han causado a personas inocentes. Nuestro equipo honesto y atento, tiene las habilidades y los recursos necesarios para ayudarle a buscar la compensación que se merece por el riesgo innecesario al que estuvo expuesto por fabricantes negligentes de Zantac y ranitidina.

Nuestra representación eficaz ha obtenido resultados reales para miles de residentes de Houston como usted. No cobramos honorarios legales por su consulta inicial para considerar una demanda por cáncer de ranitidina. No tiene nada que perder si se comunica con nosotros ahora mismo. Contáctenos hoy para una revisión gratuita de su caso.